Mujeres en el terror: entrevista con Michelle Shortt

Desde cuestionar a Católica hasta jefa de capítulo pionera del Templo Satánico de Arizona, Michelle Shortt no tiene miedo de ir contra la corriente.

En mi búsqueda de un grupo al que pudiera pertenecer y en el que encajar, me topé con El Templo Satánico (TST) de Arizona. Michelle Shortt, directora del capítulo, fue mi primer contacto y me hizo sentir bienvenido desde el primer momento. En poco tiempo, me ofreció la membresía oficial, lo cual es un gran honor, ya que sé que no se otorga a cualquiera.

Habiendo crecido como católico yo mismo, y en contra de mis propias decisiones, estaba buscando personas de ideas afines y nuevas amistades, que es lo que he encontrado con TST. Me alegré mucho cuando Michelle aceptó ser entrevistada, ya que ha logrado mucho. Ella ha encontrado su forma, a una edad tan joven, y trabaja duro para demostrar que no todos los satanistas son como los medios de comunicación retratan.


ENTREVISTA CON MODELO / DANCER / TST CAPITULO HEAD MICHELLE SHORTT

1. Tiene bastantes modificaciones corporales. ¿Cómo te metiste en eso y cuál es tu favorito?

La modificación corporal ha sido una forma satisfactoria de autoexpresión para mí desde que comencé a perforarme cuando era adolescente. Como van los adolescentes rebeldes, quería separarme de la manada. Así que comencé con piercings faciales y de orejas y luego rápidamente me diversifiqué al arte corporal tan pronto como me volví legal, en mi cumpleaños número 18. Siempre me había atraído la estética de las modificaciones corporales, pero crecí en un hogar estricto en una ciudad rural, por lo que mi conocimiento del mundo de la modificación corporal era limitado.

No fue hasta siete años después de mi primer tatuaje que sucedió algo que me hizo sentir que el universo se estaba alineando y me estaba mostrando el camino que estaba destinado a tomar. Era 2011 y Netflix estaba comenzando a ganar fuerza en la industria de la transmisión de video. Mientras buscaba títulos, encontré un documental que me llamó la atención de inmediato. El documental se llamó “Flesh & Blood” (2008), y el tema fue la modificación corporal y la suspensión corporal, que, sorprendentemente, van de la mano.

Este documental me introdujo a un estilo de vida que nunca había conocido personalmente, pero que siempre había soñado. Inmediatamente me enamoré de las posibilidades que la modificación corporal podría traer a mi vida. Uno de los sujetos de la película incluía a un famoso artista de modificación corporal llamado Steve Haworth que vivía en Phoenix, Arizona, que está a solo unas horas de mi ciudad natal de Tucson.

Estaba tan emocionado de descubrir este nuevo y emocionante mundo, y de saber que tenía un renombrado artista de modificación corporal en mi patio trasero. Pero no fue hasta unas semanas después que todo esto cerró el círculo en una rave a la que asistí.

Sin que yo lo supiera, asistí a una rave en Phoenix que presentaba al mismo artista de modificación corporal que me moría por conocer. Steve Haworth estaba llevando a cabo una suspensión con su grupo Life Suspended; Inmediatamente lo reconocí por su icónica espalda y me presenté en la primera oportunidad que pude. Hice una cita para señalar a mis oídos poco después de considerar cuidadosamente adoptar el estilo de vida de modificación y suspensión extrema del cuerpo.

Haworth ha realizado una serie de modificaciones corporales en mi cuerpo, la más extrema es mi lengua bifurcada, pero si tuviera que elegir una favorita, serían mis orejas puntiagudas. Siempre he tenido una afinidad con las criaturas Fae, y mis orejas puntiagudas son donde siento que realmente comenzó mi viaje de autoexpresión. Miro hacia atrás con cariño ese día y recuerdo la alegría que sentí durante mi transformación.

2. Eres el jefe de capítulo del Templo Satánico de Arizona. ¿Puedes contarnos un poco sobre lo que haces y cómo llegaste a ese estado?

Como Jefe del Capítulo del Templo Satánico de Arizona, es mi deber mantener activa nuestra pequeña comunidad de acuerdo con la misión del Templo Satánico y los 7 Principios Fundamentales. Mi intención es que el capítulo se centre en tres componentes clave: construcción comunitaria, acción cívica y obras de caridad.

Los capítulos de TST son en su mayoría autónomos y deben formular sus propios documentos y reglamentos internos, según sea necesario, para su capítulo. Como Jefe de Capítulo, algunas de las tareas que hago implican mantener notas detalladas de las reuniones y asegurarme de que las tareas se completen de manera oportuna, ejecutar el sitio web y las redes sociales, pagar impuestos para nuestro capítulo, que también es una LLC, generar ingresos la forma de ventas de merchandising y la delegación de tareas al Consejo de Arizona y a los miembros oficiales del capítulo.

Tener el título de Jefe de Capítulo requiere un grado de responsabilidad y delicadeza que no había anticipado cuando me ofrecieron el puesto por primera vez. El inicio del Capítulo de Arizona del Templo Satánico es interesante. En 2015, Lucien Greaves realizó una investigación en busca de dos residentes de Arizona para realizar una invocación antes de una reunión del consejo de la ciudad. Stu de Haan y yo, que en ese momento aún no nos habíamos conocido oficialmente pero teníamos varios amigos en círculos similares, nos ofrecimos como voluntarios para el puesto. Mi primer encuentro con Stu fue breve en el que recuerdo que discutimos las ramificaciones de la acción que se nos pidió que emprendiéramos. Ciertamente éramos ingenuos de lo que estaba por venir, y poco sabíamos que el resultado de nuestras acciones nos guiaría por un camino que cambiaría por completo nuestras vidas.

La segunda vez que Stu y yo nos conocimos, hicimos una entrevista por televisión en vivo en la estación Fox 10 News en Phoenix. No hubo más remedio que empezar de inmediato, y fue un shock definitivo para los dos, ya que no estábamos acostumbrados al vitriolo que recibimos. Teníamos la responsabilidad sustancial de representar al Templo Satánico a nivel nacional antes de tener el estatus de capítulo oficial. Poco después, el Ministerio Ejecutivo de TST pensó que lo hicimos tan bien en la forma en que manejamos los medios de comunicación que nos ofrecieron el estatus de capítulo oficial en el que Stu y yo podríamos liderar como co-jefes de capítulo. Aceptamos la oferta y TST AZ se hizo oficial en enero de 2016.

3. ¿Cuál es tu parte favorita de ser un jefe de capítulo de TST? ¿Cuáles son sus metas, qué espera lograr?

La mejor parte de ser un líder de capítulo es la maravillosa comunidad que hemos logrado construir. Cada vez que el capítulo de AZ logra algo, ya sea un exitoso Desfile del Orgullo o una campaña de caridad Menstruatin ‘with Satan, recuerdo cuán desinteresada y talentosa es nuestra comunidad. TST AZ me ha presentado a algunos seres humanos increíbles que se han convertido en una familia para mí; Solo espero, como jefe de capítulo, inspirarlos y guiarlos de una manera en la que ellos también puedan estar orgullosos de nuestro capítulo.

Espero que TST AZ sea un refugio seguro para que nuestros miembros crezcan, prosperen e implementen ideas que coincidan con la misión y los principios de TST. Uno de mis objetivos para 2019 es unir a miembros y aliados en nuestro gigante estado de Arizona. Hay demasiados librepensadores y satanistas solitarios esparcidos por todo el estado que anhelan una comunidad de ideas afines. Fuera de las tres ciudades principales de AZ (Tucson, Phoenix y Flagstaff), hay pocas oportunidades para que las personas se unan a TST AZ y espero cambiar eso con un alcance comunitario activo.

4. ¿Siempre has sido un satanista?

Todos nacen ateos hasta que son adoctrinados. Yo también fui adoctrinado en la fe católica de mi madre, y no me convertí en ateo hasta alrededor de los 13 años después de que mi incesante cuestionamiento de la doctrina católica no arrojara respuestas satisfactorias. No fue hasta el año siguiente que descubrí un libro sobre cultos en la biblioteca de mi escuela secundaria que me presentó a Anton LaVey y la Iglesia de Satanás.

Aunque nunca me convertí en miembro portador de una tarjeta, las enseñanzas de LaVey resonaron en mí y supe que había “vuelto a casa” con una filosofía que ya había adoptado pero que no tenía nombre oficial. Entonces supe que era un satanista.

En los primeros años de descubrir el Sendero de la Mano Izquierda, me clasificaría como un “satanista reactivo”, en él por el valor del impacto, estrictamente en contra de cualquier forma de religión organizada y cerrado a los matices. Muchos años después, me di cuenta de que había una serie de organizaciones y filosofías satánicas de las que no había sido consciente anteriormente. No fue hasta que apareció El Templo Satánico que mi conocimiento del satanismo se expandió y adopté la versión miltonic del Satán literario.

Mis puntos de vista sobre la religión se han suavizado y ya no soy un oponente acérrimo de las prácticas religiosas. Hasta hace poco, no me sentía cómodo llamando al satanismo una “religión” debido al trauma que había soportado debido a la Iglesia Católica. La comunidad que ofrece el Templo Satánico ha alterado mi percepción de la religión, me ha mostrado las características positivas de cómo puede ser sanadora y fortalecedora, y por qué es necesaria para algunos.

5. Algunas personas pueden no darse cuenta de cuánto trabajo de caridad y participación comunitaria es realmente parte de TST. ¿En qué otra organización o esfuerzo comunitario le gustaría que participara TST?

Espero que The Satanic Temple lance su programa de ordenación en un futuro próximo. Aquellos ordenados a través de TST tendrán los conocimientos necesarios para realizar servicios como oficiar bodas y funerales, y consejería espiritual para aquellos que necesiten orientación. Tener las habilidades necesarias para realizar estos importantes deberes solidifica nuestra afirmación de que el satanismo es una religión que tiene un impacto positivo en la unión de los miembros de nuestra comunidad.

Una vez que el programa de ordenación esté en su lugar, espero que TST pueda trabajar en un programa de alcance para apoyar a los satanistas encarcelados con visitas religiosas y / o materiales de lectura. Tal como está, las libertades religiosas para los satanistas en la cárcel son extremadamente limitadas y generalmente se ven obligados a unirse a grupos cristianos que los excluyen por sus creencias. Me encantaría que TST pudiera ayudar a ofrecer algún apoyo u orientación para nuestros hermanos satánicos encarcelados.

6. ¿Cuál es su trabajo diario, fuera de las tareas de TST?

No tengo un trabajo diurno, más aún un trabajo nocturno como bailarina exótica donde llevo casi 13 años en la industria. Si no fuera por mi capacidad para tener un horario flexible, no creo que tuviera el tiempo o los fondos para asumir la responsabilidad de jefe de capítulo, que en sí mismo es un trabajo voluntario de tiempo completo que hago. diariamente. Aplico la filosofía satánica en forma de magia menor para realizar mi trabajo como animador.

Puede ver una presentación que hice en la sede del Templo Satánico titulada “Feminismo satánico en la industria del entretenimiento para adultos” en el canal de YouTube de TST, donde hablo sobre el uso del satanismo para generar mis ingresos.

7. ¿Cuál es tu película de terror favorita?

¡Es imposible elegir solo una película de terror favorita! Soy un gran adicto al terror, así que me encantan las películas de terror de múltiples subgéneros de terror. Algunos de mis favoritos (sin ningún orden en particular):

  • Guerra Mundial Z
  • Planeta del terror
  • Tren a Busan (cualquier cosa que tenga que ver con zombis, en realidad)
  • El anillo
  • Oculus
  • 30 días de noche
  • Evil Dead (el remake)
  • Los niños perdidos
  • Grito
  • Tanto arriba como abajo
  • El caramelo del diablo
  • Tucker y Dale contra el mal
  • Los chicos del maíz
  • Pesadilla en la calle Elm
  • La autopsia de Jane Doe

…Sólo para nombrar unos pocos.

Solía ​​estar muy metido en las películas de ocultismo como Insidioso, el diablo adentro y cosas por el estilo, pero me di cuenta de que este tipo de películas solo propagan la narrativa del pánico satánico que hace que la gente crea que los satanistas son malvados. Ahora, películas como esa me aburren y me molestan. 😛